domingo, 6 de julio de 2014

Paul Day, un escultor contemporáneo...

Una vez conocida la obra de Paul Day, me doy cuenta que no es fácil - para serle fiel - describirla y, mucho menos, definirla.  Entre la escultura y el diorama, entendiendo por ésta última una especie de maqueta que le permite representar figuras humanas o de cualquier especie, imaginarias, etc, presentadas en un entorno y que representan una escena; éstas  tienen no menos de un metro de profundidad, entre un metro y dos de altura (salvo una en especial sobre la que ya hablaremos!) y lo mismo de largo. Este inglés talentoso nacido en 1967, se inscribe en el escenario del arte contemporáneo con mucha fuerza y personalidad, y sus obras son reconocidas y admiradas no sòlo en Inglaterra, sino en el resto de Europa y los Estados Unidos.-

Veamos:




En estas primeras tres, realizadas en bronce, uno de sus materiales de trabajo;  ya podemos ir apreciando cual es la intenciòn del artista, nò solo crear un personaje determinado, sino la consiguiente escenificaciòn que lo contenga y enriquezca. Personajes comunes algunos, urbanos y modernos, en ocasiones les presta determinados detalles que lo apartan de lo cotidiano y deja librado a nuestra imaginaciòn, su ubicaciòn temporal.-


Absolutamente exquisita es la realizaciòn a traves del tratamiento del material empleado, emergiendo desde su técnica la belleza del personaje y todos los detalles que, sin duda, exigen una pericia y conocimiento profundo de su tarea artìstica.





Más de 20 años desarrollando su inspiraciòn y traduciendola a traves de estas maravillas que observamos, hacen de él un experto en la representaciòn de las figuras en el espacio.-








Especialista en el manejo del relieve, sus obras se convierten en testimonios de enorme realismo de una contemporaneidad a la que Paul Day se plega a fuerza de observaciòn y talento.-
Tengamos en cuenta que sus materiales - segùn sean las obras y sus dimensiones - son el bronce y sobre todo, la terracota... un viejo material (recordar a los guerreros de Xian) cuya ductilidad le permite prácticamente extraer las figuras desde esa masa que se le brinda dòcil a su maestrìa.-
En la serie que comparto a continuaciòn - y que me encantan - el tema que los reune es el del beso de los amantes, y en ellos, con ese aparentemente tan simple pretexto,  sus figuras adquieren una trascendencia mayor al pasar por la emotividad del observador.- 
Vean:








Gustò??  Entonces no se aparten de esta pàgina y de Paul Day y su obra,  porque lo que sigue les va a fascinar.-

En el año 2007 el escultor decide crear una obra para ubicarla en un contexto urbano, que tradujera de algùn modo, el espìritu del lugar.- Nace asi esta magnìfica obra de 9 metros de altura.
Vean:





Ubicada en el Estaciòn de San Pancracio en Londres, el autor observò durante mucho tiempo las escenas más comunes que allí desarrollaban las personas que transitaban el lugar, y la idea del abrazo y beso de despedida de una pareja, fue la temática elegida. La estaciòn de San Pancracio es enorme, por lo tanto surgiò la necesidad de determinar bien su ubicación y las dimensiones de la escultura para que fuera observada desde todos los ángulos.
A partir de un molde de yeso, trabajò  el exterior con bloques de poliestireno; luego volviò a cubrir la escultura con yeso y una mezcla de resina para alisar la superficie; finalmente la fundiò en bronce.
El escultor definiò su obra, diciendo:  "La propia pareja será el ícono de la escultura, pero alrededor de la base, en el friso, reuniré todo tipo de escenas diferentes, y una de las cosas que me hicieron pensar fue la pelìcula "Love Actually" y la escena del aeropuerto. La base tiene que ser un rico tapiz de la gente que se reunen de nuevo, despues de estar separados. Toda separaciòn implica un momento de suspenso, cuando uno se pregunta:  ¿será para siempre?"
Veamos el friso de esta obra llamada "El lugar de encuentro"






Las escenas ubicadas en el friso, en alto relieve, reflejan historias diversas de los trenes y los pasajeros; desde gente haciendo cola en los andenes. en los vagones, y soldados que partìan hacia la guerra y que regresan de ella.-

Pero si me acompañan un tramo más en este paseo por la obra de Paul Day, observarán lo que realmente le hace diferente y un creativo de enorme inventiva y magistral calidad de realizaciòn de sus ideas.-
Observen:







Realmente la ejecuciòn en terracota es de una perfecciòn asombrosa, y el tratamiento del tema urbano, con sus planos diferentes  y ubicaciòn de personajes en ellos,  hacen que el manejo de la perspectiva de Paul Day sea un atributo indiscutido de la genialidad de este autor.-  El espacio arquitectònico es realzado con esas figuras, múltiples y variadas - no se repiten - que le dan vida como si de una gran escenografìa se tratara,  ese "diorama" o maqueta de la que hablamos al principio, se transforma en una entidad casi con vida propia.-

Cómo último ejemplo de la vastìsima y rica obra de Paul Day, conozcamos una de sus creaciones mayores, se trata de "La Batalla de Bretaña", un friso monumental de bronce, expuesto en dos paneles que ocupan un total de sesenta metros de largo, y cuyo tema es la defensa de la Gran Bretaña contra la invasiòn nazi.- En realidad evoca un momento culminante de la historia de Inglaterra durante la Segunda Guerra Mundial, cuando en junio de 1940, Winston Churchill relata a sus pares en el Parlamento lo sucedido dìas antes, cuando lograron en un acto calificado de "milagroso", rescatar a más de 400.000 soldados ingleses que habian estado a punto de ser abatidos por las fuerzas nazis a orillas del rìo Dunkirk. Estos hombres fueron trasladados en cuanta embarcaciòn se encontró en las cosas inglesas, en un momento en que la diferencia hubiera sido la concresiòn de la invasiòn nazi en territorio ingles o, como efectiva y milagrosamente sucediò,  la posibilidad de reagrupar las mejores fuerzas inglesas para defensa de su pais y posterior avance contra las tropas de Hitler.-

Ejecutada en bronce, las figuras son dotadas del dramatismo del episodio que evoca,  y la técnica del alto relieve, prácticamente las hace emerger del material, imprimièndole la fuerza que la historia exigìa.-








La juventud de Paul Day nos promete nuevas sorpresas creativas, hoy lo hemos conocido y, en lo personal, debo decir que estaré atenta para conocer más de este artista magistral.-

Gracias por acompañarme hasta este punto!!





4 comentarios:

  1. Sin duda un escultor para seguir y disfrutar.
    Me gusta mucho la profundidad de algunas obras y los frisos me encantan!!

    Gracias!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Raquel, sabìa que te gustaría la obra de este joven artista ingles! Cariños!!

      Eliminar
  2. Impresionante el trabajo de Paul Day! gracias Mercedes por la publicación! Asombra el talento y la genialidad! viva forma de expresión de la perfección de Dios que se plasma a través del maravilloso Don con que el creador obsequia a veces a sencillos mortales; es este Paul Day un tipo bendecido, no resta duda!!!! Un abrazo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Todos tenemos dones sin duda, pero el de la creaciòn de belleza a traves de diversas manifestaciones artìsticas, es uno de los que contribuyen a que el mundo sea un lugar más agradable, ya que allí adonde encontramos una obra con esas caracterìsticas, sentimos que nuestra alma se eleva.- Gracias por tus comentarios.

      Eliminar

Por aquì los espero...